Bienvenidos

El emprendedor de hoy: Más allá de los negocios

emprendimiento mas alla de los negocios

Emprendimiento es un término que tiene muchas definiciones que encuentran su raíz en una misma esencia: iniciar un camino. La exigencia y esfuerzo que implica esta acción son la base que sostiene a aquella persona que ha decidido convertirse en su propio jefe, pero antes de pensar en qué rubro invertir, es primordial saber qué es ser "emprendedor".

 

Emprender es una palabra que proviene del latín in prendere que luego de varios años de evolución terminó usándose bajo el significado de comenzar. Esto trasciende a la realidad pues uno también emprende retos personales, sale adelante de una situación difícil, tiene iniciativas sobre actividades o equipos que se conforman cuando uno estudia o genera el cambio en una empresa en la que trabajas. 

 

En el ámbito de los negocios, un emprendedor inicia una travesía bajo la tarea de administrar los riesgos que esto conlleva, donde su modelo de negocio busca cumplir con que sea sostenible y escalable. 

 

Estas son las características que definen a un emprendedor de éxito: 


  • Sabe comunicarse. El lenguaje corporal, hablado o escrito permite que se desenvuelva en cualquier tipo de situación para motivar a sus colaboradores, ampliar su red de contactos o resolver conflictos.

  • Es resiliente. Sabe afrontar momentos complicados, rescata su lado positivo y se empeña –creativamente- en alcanzar sus sueños.

  • Coopera. Sabe trabajar en equipo con la capacidad de motivar a su gente y a sí mismo, bajo una misma visión. 

  • Aprende y “desaprende”. La suerte no es un elemento que juegue un rol en un negocio. Aquí, los experimentos, los errores o la curva de aprendizaje son las mejores clases prácticas para seguir. 

  • Es creativo e innovador. Busca generar procesos o propuestas disruptivas que busquen salir de lo convencional.

  • Confía en sí mismo. Sin ser excluyente, conserva la sencillez y humildad que le permita resolver problemas a todo nivel y negociación.

  • Es flexible. Sabe adaptarse al entorno, al mercado, a la cultura y costumbres que puedan presentarse al momento de iniciar o expandir su modelo de negocio.

 

Es importante que recordemos que los emprendedores se forjan en el camino. No existen personas que tengan ideas y hagan dinero inmediatamente. No todos los emprendedores son intelectuales que dominan a la perfección los temas del sector en el que se encuentran.

 

Si estás pensando en iniciar un negocio, enfócate en desarrollar y fortalecer estas características para cimentar las bases de tu emprendimiento. De ti depende la construcción de un futuro próspero para ti y tus colaboradores.
 

Categoría
banner para seccion Emprendiendo