Bienvenidos

  • Fondo Blog Facultad de Ciencias Empresariales

Part time vs Full time

Part time vs Full time

Shark Tank es una serie de la cadena ABC que viene transmitiéndose desde el 2009 y muestra aspirantes a emprendedores realizando presentaciones de sus negocios a un panel de inversionistas. Si no la han visto aún, se los recomiendo: http://abc.go.com/shows/shark-tank

Hace poco, viendo un episodio del 2015 (Semana 27, Temporada 6), me llamó la atención uno de los comentarios que realizó el empresario Mark Cuban (US$3,300 millones de patrimonio). Mientras presentaba el equipo de Zoom Interiors (Madeline Fraser, Lizzie Grover y Bea Fischel-Bock, compañeras de universidad), Cuban enfureció al escuchar que las chicas conseguirían empleos de tiempo parcial para sustentarse, las instó a no hacerlo, a reducir sus gastos al mínimo mudándose juntas e incluso a dormir en el piso (como él lo hizo en su juventud) para así concentrarse en Zoom Interiors. 

Esto me llevó a recordar un debate que aún se mantiene con respecto a cuánto tiempo le debemos dedicar a nuestros emprendimientos: “Part-time vs. Full-time”. Algunos dicen que hasta que no termines viviendo bajo un puente y te hayas involucrado al máximo, tu negocio no podrá llegar a ser exitoso. Otros consideran que es muy arriesgado dejar todo para dedicarse al 100% a su propio emprendimiento por lo que muchos optan por mantener un trabajo a tiempo completo y destinar el tiempo libre al emprendimiento. 

Yo me inclino más hacia la primera opción. Usualmente, un negocio no avanza ni logra un punto de validación mientras los fundadores trabajen solo de manera parcial. No es común que un emprendimiento lance un producto al mercado y éste tenga un gran éxito de manera automática. Normalmente debes iterar y mejorar el producto múltiples veces hasta llegar al éxito. Para ello, debe haber personas comprometidas a iterar el producto una y otra vez y esto es algo extremadamente difícil para alguien que trabaja tiempo parcial.

Sin embargo, la decisión de emprender al 100% no es fácil y no es para todos. ¿Qué pasa si eres un esposo/a o padre/madre de familia o tienes a otras personas que dependen de los ingresos que percibes? ¿Qué pasa si te encuentras súper endeudado, por ejemplo, por haber financiado tus estudios a través del banco? Estas situaciones, entre otras, hacen altamente difíciles el optar por dedicarse al 100% en el emprendimiento. 

No está mal optar por ser un emprendedor de 10%, 20%, 40% (Referencia al libro “10% Entrepreneur” de Patrick McGinnis) siempre y cuando el emprendimiento no dependa de ti trabajando al 100% para que alcance el éxito y que cuentes con otros fundadores que puedan lograr esas iteraciones que los lleven al éxito. Toda opción es válida siempre y cuando tú, tus socios y tu equipo puedan balancear las desventajas de la opción que tomes. Y tú, ¿qué tipo de emprendedor quieres ser? 

Categoría
Tags
Banner de la Facultad de Ciencias Empresariales